No habrá extensiones para Microsoft Edge hasta 2016

No-habrá-extensiones-para-Microsoft-Edge-hasta-2016-840x473

Microsoft Edge fue presentado como toda una revolución tecnológica por parte del gigante de Redmond, y como una de las aplicaciones estrella que vendrían junto a Windows 10. Sin embargo parece que le va a costar empezar a despegar, porque a su mala acogida se une ahora que no veremos extensiones para este navegador hasta 2016.

Esto fue confirmado por la propia Microsoft en una declaraciones para ArsTechnica, y al parecer la compañía se ha basado en la necesidad de asegurar que el modelo de extensiones para Microsoft Edge sea suministrado a través de Windows Update en 2016.

El problema es que viendo como le está yendo a Microsoft Edge, Microsoft tendría que acelerar la adopción de características importantes (sobre todo las extensiones) para que pueda competir con Mozilla Firefox y sobre todo Google Chrome, para así empezar a ganar cuota de usuario.

Hay muchos motivos que podrían explicar este fracaso provisional de Microsoft Edge. Además de la falta de extensiones, tiene que superar el oscuro legado de Internet Explorer, y aquí posiblemente muchos usuarios comunes no sepan que en realidad Edge rompe con todo lo que fue Explorer, adoptando de forma seria los estándares web y añadiendo mejoras a nivel de seguridad.

Y quizá por mi parte pueda sonar manido, pero si meses después de habilitar las extensiones Microsoft Edge no despega, quizá sea el momento de plantear un giro de 180 grados que le ayude a romper definitivamente con su predecesor (a nivel exclusivamente de imagen, claro). ¿Tendría que ser Microsoft Edge Open Source? Uno de los éxitos de Google Chrome no es tanto el navegador en sí, sino la base tecnológica Chromium, que ha servido para desarrollar otros navegadores con relativo éxito como Opera y Maxthon. A esto hay que sumarle un salto hacia la multiplataforma, volviéndolo disponible para OS X y posiblemente también para Linux.

Quizá adoptar una postura parecida a la de Google con Chromium le ayude a darle una imagen fresca y novedosa frente a los usuarios comunes, porque los que tenemos un perfil más técnico tenemos claro lo que es Microsoft Edge frente a Internet Explorer, pero posiblemente la mayoría de los usuarios comunes no, más sabiendo que el logo es demasiado parecido.

Logos-de-Internet-Explorer-y-Microsoft-EdgeEn 2016 veremos si la llegada de las extensiones ayudan a Microsoft Edge a despegar o si Microsoft se tendrá que plantear todo un giro de tuerca. En resumidas cuentas, parece que el gigante de Redmond ha lanzado un producto que aún estaba demasiado verde, y quizá con un concepto anticuado en algunos aspectos.

Fuente | muycomputer.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *