Cómo elegir el smartphone ideal

Elegir el smartphone ideal para cada usuario no es tan sencillo como pudiera parecer. Un móvil inteligente ha dejado de ser un mero instrumento para realizar llamadas y hoy lo usamos para un montón de aplicaciones. Además, la oferta es amplísima a través de centenares de modelos y decenas de fabricantes, que prevén vender este año 1.500 millones de terminales.

Aunque queda lejos la subida de venta de dos dígitos registradas en años anteriores (producto de la saturación del mercado, la falta de innovación y el aumento del precio medio de venta), un smartphone sigue siendo uno de los dispositivos preferidos de cualquier usuario y para muchos, incluyendo profesionales, imprescindible. Por si tienes que renovar, vamos a ponerte al día con esta actualización de nuestras guías donde repasaremos todos los aspectos a tener en cuenta a la hora de enfrentarse a su compra, terminando con una selección de modelos y su precio actual para cada categoría.

¿Cuánto estamos dispuestos a gastar?
Como en toda compra de tecnología conviene marcarse un presupuesto previo máximo. No te calientes y piensa en tus necesidades reales. Si puedes y quieres gastar lo que te pidan hay modelos tan fantásticos como caros en la gama alta y de hecho, el iPhone X de Apple batió el récord de precio en la historia del móvil inteligente. Si no puedes/quieres gastarte lo que exigen algunos terminales, tranquilo, porque hoy en día la gama media es la más interesante en precio/características del mercado de smartphones.

Por otro lado y por mucho que el marketing diga lo contrario, los últimos modelos comercializados no han aportado novedades tan significativas como para descartar la compra de generaciones anteriores, mucho más ajustada en precio y competente para cubrir la mayoría de necesidades de un usuario de a pie. Por descontado, lo de “cambiar de móvil cada año” ha pasado a la historia a no ser que quieras tirar el dinero.

¿Para qué vamos a usar el smartphone?
Enlazando con lo anterior, es otro de los aspectos previos que debemos valorar. Como decíamos, hace tiempo que el móvil inteligente dejó de ser un dispositivo simplemente para “hacer llamadas” de voz. Hoy son verdaderas computadoras en miniatura que usamos más para navegar por Internet, usar redes sociales, mensajería instantánea, videoconferencia, hacer fotografías, para juego en movilidad, como dispositivo de agenda digital, para ver películas o series, para escuchar música, para leer libros electrónicos y un largo etc. de posibilidades.

Añadir la capacidad para manejar dispositivos de realidad virtual y otras funciones novedosas como la capacidad para “convertirse en PC” que prometen algunos modelos con el accesorio correspondiente. Un montón de posibilidades las que nos ofrece un smartphone, pero no todos los usuarios lo utilizan de la misma forma y necesitan las mismas prestaciones, por lo que conviene tener claro cuáles son nuestra prioridades a la hora de plantearnos la compra.

Pantallas: tamaños y resolución
El tamaño de pantalla es uno de los primeros parámetros que debemos valorar a la hora de la compra de un smartphone. Un tamaño que no ha dejado de crecer en los últimos años. Hasta hace poco, parecían enormes los modelos que sobrepasaban las 4,5 pulgadas. Hoy parecen enanos y son excepción los fabricantes que se atreven a comercializar unidades con ese tamaño o inferior.

La media actual está claramente por encima de las 5 pulgadas y algunos analistas se atreven a pronosticar el “adiós a los smartphones” y la llegada de la era del phablet, un “palabro” inventado para definir los dispositivos a medio camino entre móviles y tablets, con tamaños entre 5,5 y 7 pulgadas. Como con todo lo demás, la elección dependerá de tus gustos y necesidades.

En cuanto a resolución nativa, la media se sitúa en unos aceptables 1080p, aunque aún hay mucho desde el HD en la gama de entrada y en la gama alta vemos 2K y hasta los 4K de algún modelo en particular, una auténtica barbaridad teniendo en cuenta su tamaño. Resoluciones especiales “alargadas” como FHD+ o 2K+ están en plena tendencia a medida que se consolidan los diseños de ‘todo-pantalla’ con relaciones de aspecto 18:9 o 19:9.

En cuanto a tecnología de pantalla, las IPS siguen siendo las más utilizados con diversas tecnologías para mejorar la imagen. Simples LCD en la gama de entrada y las OLED en algunos modelos de gama alta completan la oferta. La mayoría de smartphones permiten el uso de lápices ópticos pero la experiencia no es la mejor salvo en modelos concretos con digitalizadores activos que lo permiten, con las serie Note de Samsung como mayor exponente. Si quieres utilizar un stylus como parte importante de tu smartphone ideal asegúrate del modelo que compras.

Para elegir el tamaño y resolución tendremos que valorar el objetivo de uso y las necesidades de un mejor manejo o mayor productividad. Pantallas más pequeñas llevan generalmente a terminales más ligeros y manejables con una sola mano, mientras que mayores diagonales de pantalla nos proporcionará una mayor comodidad y campo visual en entrenimiento o juegos. Conviene recordar que mayores tamaños y sobretodo resoluciones reducirán la autonomía del terminal, porque la pantalla es por mucho el componente que más consume en smartphones.

Diseños – Acabados
Los móviles inteligentes son más bonitos, ligeros y delgados que nunca. La principal tendencia en diseño la encontramos en la eliminación de biseles apostando por ocupar todo el frontal del terminal con los formatos denominados “todo pantalla”. Un diseño interesante que permite ampliar el área de visualización sin tener que aumentar el tamaño total del dispositivo, como veíamos más arriba, cada vez más grandes.

En chasis, la diferencia fundamental llega del uso de materiales premium como el aluminio, magnesio y cristal en la gama alta, frente a los plásticos en policarbonato más utilizados en gama baja y media. La utilización de capas protectoras como la que ofrece la firma especializada Gorilla Glass sigue siendo un plus, al igual que los certificados para resistencia al agua, y contra golpes y caídas que se ofrece por lo general en la gama alta.

Con todo, tenlo claro. El diseño para mejorar su delgadez y atractivo está reñido con la resistencia y la fragilidad de algunos modelos (incluido los caros) es patente. Un consejo que no debe olvidarse junto a la compra del smartphone es la adquisición del mejor protector de pantalla y funda que puedas permitirte.

Chipset
Los diseños bajo arquitectura RISC de ARM monopolizan totalmente los smartphones en todos los segmentos del mercado. Si hace años que ya lo dominaban ampliamente, la salida de Intel de este mercado cancelando los chipsets Atom Mobile de las series Broxton and SoFIA, han dejado sola a ARM. Al menos de momento, no hay ninguna alternativa en arquitectura salvo los contados modelos de generaciones anteriores que puedas encontrar con Intel y que obviamente no podemos recomendar.

Sí hay competencia entre fabricantes ARM y cada vez mayor, al tiempo que han aumentado su potencia a todos los niveles. Los SoC móviles más extendidos en el mercado occidental y número uno mundial son los Snapdragon de Qualcomm, aunque los chipsets del fabricante chino MediaTek dominan en Asia y han aumentado cuota de mercado en todo el mundo. Menos extendidos están los Tegra de NVIDIA, mientras que podrás encontrar otros propios de fabricantes como los Exynos de Samsung, los Kirin de HiSilicon (Huawei) y los SoC diseñados por Apple exclusivos para los iPhone.

En cuanto a tendencias, se observa un aumento de rendimiento claro que debe llevar a ARM al PC (los siempre conectados de Qualcomm) y otras funciones como las capacidades de Inteligencia Artificial para uso en asistentes digitales o cámaras, y las relativas a realidad virtual o aumentada.

Memoria y almacenamiento
La cantidad de memoria y almacenamiento de los smartphones, siguen aumentando. El mínimo de memoria RAM admisible se sitúa en 1-2 Gbyte para la gama baja hasta los 6-8 Gbytes que exhiben algunos modelos de gama alta. En cuanto a capacidad de almacenamiento, el mínimo a valorar lo situaríamos en los 8-16 Gbytes hasta los 256 Gbytes de la gama de alta. El trimestre pasado, Samsung presentó un nuevo chip bajo la interfaz más avanzada del formato UFS y con la friolera de 512 Gbytes de capacidad de almacenamiento.

Valora ambos componentes a la hora de la compra. La memoria RAM no podrás ampliarla y el almacenamiento en algunos modelos tampoco, porque se está extendiendo en la industria los diseños que no soportan tarjetas microSD que nos permiten ampliar el almacenamiento interno. Por último, destacar que no toda la memoria ni almacenamiento es el mismo (aunque sean de la misma capacidad) y los modelos más avanzados utilizan LPDDR4, eMMC 5x y la norma más avanzada en UFS que actualmente es la 2.1, estando en desarrollo UFS 3.1 que no llegará hasta 2019.

Cámaras
El sistema de cámaras es un componente importante en un móvil inteligente de última generación. De hecho, según las encuestas, es la funcionalidad más importante tras el rendimiento, el sistema operativo y el precio en la compra de un smartphones. los móviles inteligentes han hundido las ventas de las cámaras compactas tradicionales gracias a la mejora de su calidad, potencial del software y la versatilidad propia de los terminales.

Cada vez más capaces, la tendencia actual en cámaras para móviles apuesta por el doble sensor (o hasta triple) para facilitar la tarea según la toma a realizar o como complemento al principal. Si hasta ahora se encontraba en la gama alta e implementada para la cámara trasera, ya lo utilizan muchos otros en la gama media y hay modelos determinados que también montan el doble sensor en la cámara frontal para selfies-videoconferencias.

Si vas a usar tu móvil como cámara principal, única valora su equipamiento y no solo en megapíxeles, porque una buena óptica y aplicaciones capaces de sacarle partido son aún más importantes que el marketing con el que nos las venden. Otras opciones a valorar son el estabilizador óptico de imagen, el autofocus, la apertura de las lentes, el doble flash LED o la capacidad de vídeo con resoluciones hasta 4K.

Con todo, no te equivoques, las cámaras dedicadas compactas están a precio de saldo y tanto las híbridas como las réflex han bajado mucho de precio. Y sí, siguen ofreciendo un rendimiento superior a la instalada en los smartphones, si bien no pueden en ningún caso “luchar” contra la versatilidad de un móvil inteligente y cámaras cada vez con mayores posibilidades.

Conectividad
A partir de la gama media todos los smartphones actuales soportan redes de banda ancha de cuarta generación, la mayoría LTE y diferenciadas por la categoría (Cat+número) implementada y que nos ofrecerá un mayor rendimiento. No deberías conformarte con menos aunque solo en presupuestos muy reducidos debes optar por una redes 3G que soportan ya todos los modelos actuales.

5G apunta en el horizonte y promete ser un salto bestial en todos los aspectos, especialmente en el rendimiento y la latencia. Las grandes compañías del sector llevan tiempo creando redes de prueba y prototipos capaces de soportar redes 5G. Se probará en el campeonato mundial de fútbol de 2018 que se celebrará en Rusia, para una disponibilidad general comercial en 2020. Seguramente será en 2019 cuando arranque la comercialización de los smartphones 5G.

Otro punto importante a valorar es el nuevo puerto de interconexión de periféricos, USB Type C, el conector del futuro en smartphones e incluido en una gran cantidad de terminales de gama media y alta. El Wi-Fi ac con doble banda es otro de los componentes a buscar para conectividad inalámbrica, lo mismo que la nueva norma Bluetooth 5 que están empezando a incluir un buen número de modelos. La tecnología de comunicación de corto alcance, NFC, se ha extendido casi como estándar en gamas alta y media.

Para superar las inseguras contraseñas, los sistemas de autenticación biométrica son otra de las tendencias al alza en smartphones. El Face ID de Apple estrenado en el iPhone X, aún con sus carencias y polémicas, apunta por dónde irá el segmento en este aspecto.

Los sensores de huellas son otros de los métodos más aceptados y en 2018 veremos una novedad interesante, su instalación debajo de la propia pantalla en modelos como los Vivo facilitará su acceso y uso.

Como aspecto negativo en tendencias en este apartado, comentar que algunos fabricantes están eliminando el popular conector jack de 3,5 mm. Pensamos que más por motivos comerciales que técnicas, pero ya sabes como está el mercado. Empezó Apple -y como en otras cuestiones- siguieron otros fabricantes Android, incomprensiblemente.

Autonomía
La autonomía en smartphones sigue siendo una cuenta pendiente. Los smartphones actuales no tienen nada que ver con los “móviles tontos” del pasado y son computadoras completas en miniatura cada vez más potentes y con ello un mayor consumo de energía en pantallas, procesadores y sensores.

La cuestión se agrava por la tendencia a la extrema delgadez de los móviles modernos que impide montar baterías de mayor capacidad. También por diseño (y por motivos comerciales), los fabricantes están apostando por baterías no reemplazables complicando este apartado.

Por norma general y como mínimo, tendrás que cargar tu smartphone cada noche a poco que le des un poco de caña. Si la autonomía es un aspecto importante para tí, valora la capacidad de la batería y que se pueda reemplazar porque como decíamos no todos lo permiten. Busca también smartphones con sistemas de recarga rápida y adicionalmente, los que permitan recarga inalámbrica que mejore la comodidad del proceso sin necesidad de cableado.

Doble SIM
Una doble SIM es una función interesante a valorar por usuarios y en mayor grado profesionales. Se trata de la capacidad de un dispositivo (aquí trataremos smartphones, pero hay otros) de incluir dos tarjetas SIM de comunicaciones y con ello dos números telefónicos distintos. Esta característica, la verás promocionada en algunos móviles inteligentes (módems, adaptadores, etc.) y su mismo nombre -‘dual SIM’- indica su objetivo.

El ejemplo más claro de uso es el de un usuario que necesite dos números telefónicos móviles distintos para uso profesional y personal. En lugar de comprar, mantener y transportar dos terminales, el uso de la doble SIM permite la misma función con la comodidad y el ahorro de manejar un sólo smartphone. Otro ejemplo de uso lo podemos encontrar en algunos mercados, especialmente emergentes, para separar tarifas de voz y datos que -en ocasiones- pueden abaratar la tarifa mensual.

Otra ventaja es que se pueden utilizar dos proveedores de servicios móviles de forma simultánea si el teléfono no está bloqueado en una red específica. Esto significa que puedes conseguir una mayor cobertura móvil. O si viajas al extranjero y todavía te cobran por el roaming utilizar una tarjeta SIM en tu país de origen y la otra ranura SIM para tarjetas compradas específicamente a los países a los que viajas obteniendo mejor cobertura y/o mejores precios.

Otra opción a valorar, interesante al menos hasta que lleguen las nuevas eSIM, las SIM virtuales de nueva generación que reemplazarán a las tarjetas extraíbles físicas actuales y que ofrecerán esas funciones en un solo chip.

Plataformas de software
Android arrasa en el mercado del móvil con el 87% de cuota según datos de finales de verano. Con ello, casi toda la oferta se concentra en torno al sistema de Google. Eso sí, no tendrás problema en encontrar cualquier cosa que busques, en tamaño, prestaciones o precio, porque son centenares los modelos que se pueden encontrar.

El iOS de Apple es el segundo en cuota de mercado. Como Apple no licencia el sistema operativo a otras compañías, sólo podrás adquirir iPhones para acceder a esta plataforma. En las últimas generaciones y como tampoco han sido grandes las novedades, la compañía está extendiendo la vida de generaciones anteriores, por lo que al menos aumentar la oferta.

Y poco más. Fuera de las dos grandes la alternativa es mínima. Con Windows Phone/Windows Mobile muerto oficialmente la oferta se limita a algunos Lumia de Microsoft y algún terminal adicional. Cuesta encontrar algún Linux móvil alternativo con Tizen, Ubuntu OS o Firefox OS y otros como BlackBerry OS están enterrados porque la compañía canadiense ha vendido la marca y utiliza Android. Se rumorea que Microsoft reentrará en el segmento móvil con el Surface Phone, pero será un modelo distinto y no dedicado al gran consumo.

Garantías – Móviles “chinos”
Cuidado con la compra de terminales de fabricantes que ni oficial ni por terceros tienen soporte en tu país. Y mucho menos si la plataforma de venta no te ofrece su propia garantía. Lo que conocemos por “móvil chino” -que no tiene nada que ver con Huawei, Lenovo, ZTE (o Xiaomi en España que ya tiene tienda propia)- es atractivo por su precio de venta pero reza para que no tenga ningún problema/avería. Tampoco podrás actualizar sus sistema oficialmente y solo lo tendrás al día si existen ROMs alternativas para ellos. Valora la cuestión y la plataforma de compra.

Guía Smartphone: Selección de modelos y precios
La oferta de móviles inteligentes es simplemente apabullante y si has llegado hasta aquí leyendo todo lo anterior habrás comprobado que hay muchas características a valorar para realizar la compra perfecta o la que más se ajuste a nuestras necesidades. En el último trimestre con la celebración del MWC 2018, todos los fabricantes han actualizado catálogo de smartphones y muchos de ellos ya están a la venta y han provocado rebajas de precios en generaciones anteriores, algunas muy estimables del 30-40%. Búscalas, porque merece la pena.

2 Replies to “Cómo elegir el smartphone ideal”

  1. henry

    Si me dieran a escoger me voy por el LG, reconozco que no es la mejor marca pero el V30 y el G7 thing Q me han fascinado, ojalá algún día pueda tener uno… jejeje, de momento con el stylo 2 voy tirando.

    Responder
  2. Alexis

    segun mis pesquisas escogeria, en moviles por debajo de 150eu: Nubia Z17 mini
    en competencia con el LeEco Le Max 2; LeEco Le Pro 3, Meizu M6 NOTE
    Saludos.

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *