Windows Lite es el nombre no oficial de una variante de Windows 10 en la que está trabajando Microsoft para competir con sistemas como Chrome OS y gobernar dispositivos ligeros o con factores de forma innovadores como los plegables o con doble pantalla.

Basado en el núcleo Core OS, se espera que Windows Lite sea básico, ligero, seguro y muy fácil de usar, como versión evolucionada del Modo S. El gran problema (como ya sucediera con Windows RT) es el soporte para aplicaciones. Las importantes en Windows (Win32) no están todavía completamente soportadas y las nativas, no tienen interés para desarrolladores y consumidores.

Windows Lite se retrasa

Cuando esperábamos con ganas la primera presentación pública de Windows Lite en la conferencia BUILD de mayo, llegan malas noticias desde medios estadounidenses. El editor de The Verge adelantó que no veríamos el sistema este año y ahora Windows Central comenta lo mismo y ofrece más detalles. Parece ser que el soporte a las aplicaciones Win32 no está concluido satisfactoriamente.

Para Microsoft, la plataforma x86 Win32 ha sido una bendición porque -en sociedad con Intel bajo el famoso ‘Wintel’- le ha permitido tener una presencia masiva en las empresas y hogares de todo el mundo. Sin embargo, el gigante del software vio venir (aunque tarde) el cambio de era a la movilidad y desde Windows 8 a Windows 10 ha estado tratando de mover a los usuarios a una plataforma más controlada y unificada, que sirviera igual para PCs o móviles con el mismo sistema y aplicaciones.

La estrategia no ha funcionado. Windows Phone/Mobile ha desaparecido y esfuerzos como el Windows 8 y su interfaz (primero Metro y luego Modern UI) fueron un desastre. Windows RT (y nos tememos Windows 10 S) terminó en fiasco debido a la falta de potencial de la Microsoft Store y sus apps en comparación con los 8 millones de aplicaciones Win32 que se estiman están disponibles, la mayoría gratuitas.

Ahora se ha unido una de ellas y no menor. El cambio del motor EdgeHTML a Chromium y la conversión del nuevo navegador de Microsoft desde una app integrada a una Win32 con soporte para otros sistemas operativos, está causando diversos problemas para su ejecución en Windows Lite. Si recuerdas, su soporte no se produciría de manera nativa sino bajo emulación.

Es por ello que Microsoft se ha dado un plazo más amplio para desarrollo y pruebas internas. Además, el sistema no se lanzará al canal Insider, ya que será un sistema operativo basado en firmware como Windows Mobile, en lugar de uno basado en ISO como Windows 10. Según informan, el sistema operativo se está probando en Surface Go, Surface Pro 4, 5 y 6.

No se conoce si el retraso de Windows Lite afectará al lanzamiento del esperadísimo Surface Andromeda y otros dispositivos que sus socios están preparando con diseños de doble pantalla o plegables.
«UWP está muerta»

Relacionado con lo anterior, el destacado experto de Microsoft, Paul Thurrott, ha publicado un informe donde da por muerta la plataforma unificada de aplicaciones de Windows. La plataforma se diseñó inicialmente para unificar el desarrollo de las aplicaciones de Windows Phone y Windows 10, pero ya sabes como acabó la primera.

De acuerdo con Thurrott, UWP es un «game over», ya que los desarrolladores no ven ninguna razón para admitir una plataforma que obliga a recodificar sus aplicaciones existentes y solo se dirige a una parte de los usuarios de Windows. Con excepciones concretas, la mayoría soluciones de Microsoft, estas apps son perfectamente prescindibles. Sin usuarios y sin desarrolladores, las impresiones del analista tienen sentido.

Microsoft ha pasado los últimos años encontrando la manera de respaldar la Tienda de Windows sin que los desarrolladores necesitaran usar UWP. Primero a través de las aplicaciones Centennial, lo que permitió a los desarrolladores usar su código win32 sin cambios y más recientemente, a través de las PWA (Progressive Web Applications), que les permitió usar su código web sin cambios.

Por ahí parece ir el futuro de las aplicaciones de Windows. La debilidad de UWP también afectará a la Microsoft Store. En Windows 10, los usuarios ya pueden instalar aplicaciones progresivas PWA y extensiones de navegador directamente desde la web. Además, Microsoft está eliminando iniciativas de la Tienda como libros y música.

«Por lo que puedo ver, el futuro de las aplicaciones nativas en Windows tiene muy poco que ver con Microsoft Store. Sin embargo, no espero que la tienda desaparezca. Pero espero que UWP desaparezca, especialmente en el escritorio de Windows. Y es que Microsoft Store sigue siendo irrelevante para la mayoría de usuarios y desarrolladores», remata Thurrott.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *