El Apple Glass podría llegar antes de lo pensado

Apple Glass es, seguramente, el proyecto «secreto» de Apple más esperado. Y es que, aunque no lo parezca, ya llevamos algunos años hablando de este hipotético wearable de los de Cupertino. Y es curioso porque en su momento, cuando Google Glass era todavía un proyecto, Tim Cook no veía le veía «color» a este tipo de dispositivos. Pero bueno, todo el mundo tiene derecho a cambiar de opinión, como ya demostró la misma Apple al lanzar el iPad Mini unos años después de que Steve Jobs dijera que la compañía de la manzana mordida nunca haría tablets en el segmento de las siete pulgadas, que era un mercado muerto antes incluso de nacer.

Ya en 2017, cuatro años después de las afirmaciones de Cook, supimos por primera vez que la compañía podría estar trabajando, de la mano de Carl Zeiss, en sus propias gafas inteligentes. Curiosamente, cuando parecía que Google Glass no tenía ningún futuro y que el directivo de Apple llevaba razón en sus afirmaciones, ¡sorpresa! Apple Glass podría ser una realidad. No a corto plazo, claro, pero la realidad aumentada sí que habría entrado en la agenda de la compañía, y dada la supuesta colaboración con Carl Zeiss, ya sería una idea con la suficiente entidad como para empezar a trabajar en ella con algún partner.

Desde entonces, salvo por algún movimiento por parte de Apple, la conversación sobre Apple Glass ha permanecido prácticamente en silencio hasta que, en noviembre del año pasado y tras un inusual encuentro para empleados de la compañía, se supo que la compañía seguía avanzando en la senda de la realidad aumentada y la realidad mixta, no solo con fechas para las gafas, sino también para un headset: 2023 y 2022 respectivamente. Un horizonte a medio plazo que, teniendo en cuenta los dilatados plazos para un proyecto de este tipo, señalaría que ya se encuentra razonablemente avanzado.

Apple Glass, ¿cuándo?

Y hoy, según publica Slash Gear, descubrimos que aquellos plazos anunciado podrían verse bastante recortados. Y no lo dice una voz cualquiera, sino Jon Prosser, filtrador con un alto índice de aciertos en su marcador. ¿Y qué plazo da Prosser para Apple Glass? Uno sorprendentemente corto, puesto que data su presentación en algún momento entre marzo y junio de 2021. Sí, un plazo máximo de un año desde el momento actual. Y claro, eso nos hace pensar, indudablemente y a solo un día de que empiece el WWDC 2020, en la edición del encuentro de Apple para desarrolladores de 2021. Dicho de otra manera, esta filtración nos hace mirar hacia el WWDC 2021 cuando todavía no se ha celebrado el WWDC2020.

Una visión todavía más optimista plantea la posibilidad de que las Apple Glass sean presentadas este mismo año, en la keynote de septiembre junto al iPhone 12, si bien en tal caso (poco probable, no nos engañemos), su llegada al mercado no se produciría hasta algún momento del año que viene. Y en cuanto a la versión más conservadora (entendiendo que, aún así, hablamos de un adelanto), señalaría a la keynote de septiembre de 2021, de la mano del iPhone 13 (madre mía, aún faltan meses para que veamos el 12 y ya estamos pensando en el siguiente).

Un punto de la predicción de Prosser que tengo que reconocer que me ha tocado la fibra sensible es que el anuncio de Apple Glass se produciría, sea en el WWCD o en keynote de septiembre, mediante una fórmula que sin duda dispara muchos recuerdos. Me refiero, claro, a la fórmula «One More Thing» que nos llevará a todas aquellas ocasiones en las que Steve Jobs se guardaba lo mejor para el final.

Una respuesta a «El Apple Glass podría llegar antes de lo pensado»

  1. Jajajaja, pues la verdad que estoy ansioso por ver los precios desbordantes que va a tener en el mercado estas “iGafas” xD

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *